Crónica de una cuarentena

cronica de una cuarentena en clave de humor en eninternet.org

Día 7

Crónica de una cuarentena.

Día 7 de la cuarentena, sábado, fin de semana, allá vamos.

Día 6

Esta mañana me ha sucedido una cosa curiosa que me gustaría compartir con todos vosotros.

Como no fuí de los «survivalistas» (palabreja esta que por si sola requeriría una entrada) que acapararon comida como si no hubiera un mañana, he tenido que salir de mi domicilio a por víveres. (Una acción normalmente insustancial y que no requeriría de ninguna mención de no ser por las circunstancias que nos acontecen.)

Después de dos supermercados de cercania en donde la cola daba la vuelta al parking me he aventurado a ir a un punto de venta de una conocida empresa española, curiosamente no había colas en dicho centro aunque si bastante gente dentro del local.

Armado de los preceptivos guantes y mascarilla he empezado el rutinario devenir por los estantes en busca de los pertrechos normales. Como lo de comprar nunca ha sido una experiencia vital para mí voy a tiro hecho mientras mi mente navega por alguna de las cosas que tengo pendientes.

No obstante cuando no llevaría más de cinco minutos en la tarea, mi sentido arácnido ha empezado a sonar. Primero flojito, y luego más fuerte para devolverme a la realidad.

He parado junto al estante del aceite (si, lo sé, no queda muy bien pero es la verdad) y he intentado escudriñar que es lo que iba mal.

De repente he comprendido la situación. Lo que hacía que mi instinto me advirtiera. En una tienda llena de gente lo extraordinariamente anormal era el silencio.

He dedicado unos instantes a contemplar el trasiego de personal y compradores en total y absoluta reserva, sólo rota por algún lejano pitido de los escáneres de las cajas.

La gente hacía la compra en un mutismo que resultaba sobrecogedor, muchos de ellos incluso iban con la mirada puesta en el suelo todo el tiempo, y sólo la levantaban cuando llegaban al estante de su interés; cogían el artículo y volvían a la senda sin mirar a nadie, casi con temor de encontrarse con algún conocido y tener que saludar (o no).

Ahí estaba la segunda advertencia del sentido arácnido que yo, antisocial por naturaleza no había captado.

Además del silencio, en el ambiente flotaba algo mucho más espeso.

El miedo.

Cosas que hacer en la cuarentena …

Día 5

Buenos días a todos en esta quinta mañana de encierro ( y, desgraciadamente no me refiero a los SanFermines).

Si estais teniendo una leve sensación de DejaVu, he de tranquilizaros, eso no es nada, esperad a que llevemos 20 días así y ya me direis.

Por otra parte hoy me he levantado con la desagradable sensación de haber descubierto a uno de los autores intelectuales de la cuarentena. No, no es ningún asiatico con ganas de hacer pruebas a un desagradable bicho, sino a uno más cercano, más terrible si cabe por el daño neuronal que produce en los televidentes, me refiero a telecinco …

Puedo sentir esa sonrisa socarrona en vuestras caras, dejadme que me explique.

Ahora mismo estamos encerrados en nuestras casas con la libertad de movimientos restringida y vigilados para que no salgamos y extendamos más el virus … La Casa de Gran Hermano.

Así mismo estamos condicionados por el temor de contagiarnos de un inmundo bicho que puede hacernos daño y nos haga desear que nos salven del peligro … Salvame.

Cuando todo esto acabe (que acabará) los que quedemos en pie con los ojos acostumbrados a la cotidianeidad de nuestras habitaciones y al consumo compulsivo de Netflix seremos auténticos … Supervivientes.

Ahí lo dejo …

A «grandes» males grandes remedios
Mientras tanto en algún lugar de España

Muchos de los compradores compulsivos de Mercadona podrían aprender algo de estas imágenes.

Una lección
Una familia regalando papel higiénico
Fe en la humanidad restaurada

Día 4

La cosa se está poniendo seria con determinados artículos.

Me corroe la duda, ¿para que necesitáis 248 rollos de papel higiénico?

¿Vais a construir un refugio subterráneo con él? ¿Os lo vais a comer? Por favor, si alguien sabe la respuesta mandadme un email.


Mientras tanto, en algún lugar del mundo un camionero asegura su tesoro más preciado …

No se, parece una trampa …

Unas cuantas imágenes de New York, antes y durante la cuarentena.

Crónica de una cuarentena desde eninternet.org
Crónica de una cuarentena desde eninternet.org
Crónica de una cuarentena desde eninternet.org
Crónica de una cuarentena desde eninternet.org
Crónica de una cuarentena desde eninternet.org
Crónica de una cuarentena desde eninternet.org
Crónica de una cuarentena desde eninternet.org
Crónica de una cuarentena desde eninternet.org
Crónica de una cuarentena desde eninternet.org
Crónica de una cuarentena desde eninternet.org
Crónica de una cuarentena desde eninternet.org
Crónica de una cuarentena desde eninternet.org
Crónica de una cuarentena desde eninternet.org
Crónica de una cuarentena desde eninternet.org



Nunca digas nunca …

Que nunca digas nunca …

Corona Virus Edition


-Gobierno: El abastecimiento está asegurado
– Tú, en la única tienda de tu pueblo

Hoy quiero empezar el día de una manera más seria que ayer. Me parece oportuno que oigamos las palabras de este médico español y youtuber. (Spiriman)

¿Qué nos va a faltar material?

Día 3

Crónica de una cuarentena – Día 3

Parece que esto va para largo, ver las noticias es un ejercicio de masoquismo y pildora depresiva a partes iguales. Afortunadamente España es un pais que se distingue por varias cosas, a saber:

  • La corruptela e ineptitud de la clase política
  • Nos tomamos a guasa absolutamente todo

Partiendo de esta premisa me gustaría compartir con todos vosotros algunos de los mejores memes, gracias, absurdos y demás que circulan por las redes. Que los disfrutes.


Triste pero cierto.

https://twitter.com/bsemper/status/1239673390107185160?ref_src=twsrc%5Etfw
Lo secundo completamente.

Crónica de una cuarentena 01









Seguiremos informando …